martes, 27 de noviembre de 2007

Me alegro (creo)

Ya escribía ayer, que siempre me he mostrado partidario de la continuidad y no de los cambios. Ayer, la cúpula del club, consideró no sólo apostar por Fede, sino marcar una linea clara, de como funciona el club. Porque para mí, apoyar y dar ese voto de confianza, es algo más que apostar por un entrenador, es apostar por un proyecto y por una filosofía.

El periódico
Hoy
Baloncesto desde Cáceres
Se echa de menos que no aparezca en el blog oficial, pero la verdad están currando a un gran nivel y en esta ocasión hay que disculparles (seguro que esta tarde está colgado)

Se ve en muchas ocasiones que las ventajas de un cambio en la dirección técnica es muy pequeño. Generalmente se consigue un cambio radical al comienzo, cosechando algunos triunfos y después se vuelve a la dinámica anterior.

En ocasiones, estos cambios son provocados por el rendimiento de los jugadores (voluntario o no), y que ese sea un requisito, no me parece justo. Sería como si en mi trabajo, porque rindiéramos menos, por la razón que sea, se cargaran a mi coordinador. Los jugadores deben ser más responsables, con causa o sin ella.

En otras ocasiones, el cambio se hacer porque es más sencillo hacer un cambio que cinco. Pero, en estos casos seguimos en las mismas. Subsanemos los errores que sean.

Todo esto, debe de ir precedido por un buen análisis, porque si puede fallar el entrenador. Pero esas situaciones, yo las relaciono más con largas estancias en el banquillo (por largas entendemos, al menos cuatro temporadas). Es decir hay que encontrar el problema claro y atacarlo.

En mi opinión, falta un base. Y es ahí donde debería centrarse el trabajo. No conozco ningún equipo ganador que no tuviera un buen director de juego: CSKA: Holden, Panathinaikos (Šiškauskas), Tau (Prigioni y Rakocevic)o Unicaja (Cabezas). He hecho alusión a los últimos cuatro finalistas de la final four. Kelvin debe de jugar de escolta y Busci tener minutos para defender y parar el partido.

Esta es mi opinión y pasaría por trabajar esto, antes que medidas drásticas.

3 comentarios:

wruk dijo...

Totalmente de acuerdo: Paciencia y tranquilidad.

Los entrenadores son el eslabón más débil, y probablemente, no son los únicos responsables de las malas dinámicas. Se les debe pedir autocrítica, pero también firmeza para encauzar el destino del equipo y la gestión del vestuario.

Ahora, suerte para rastrear el mercado y acertar. Necesitamos (siempre desde mi opinión particular) dirección y contundencia. Un tipo, de carácter competitivo, que imprima identidad al resto.

Saludos y enhorabuena por el blog.

extremer dijo...

Estoy de acuerdo en todo lo que has dicho pero solo hacer un pequeño comentario de complemento a tu entrada, nombrar a esos bases de lso finalistas de Euroliga y no haber nombrado a Papaloukas (CSKA) y Diamantidis (Pana.) me parece un sacrilegio!!

Jeje!! Pues nada sólo eso a seguir con este gran blog sobre la actualidad del Cáceres.

Alvaro dijo...

Mis disculpas extremer, y apurando más habría que hablar de un tal Sarunas jasikevicius, que gano unos cuantos titulillos.

Y muchas gracias a los dos, por participar, hacer más grande el blog y por todo.

Animaros a apuntar cosillas en la web, que yo las inserto con la firma de los creadores.

Saludos, suerte frente al sabadell y nos vemos contra el gijón

 
Clicky Web Analytics